22 de noviembre de 2009

La Cultura 2.0 en red

Publicado en Los Tiempos de hoy. ----- La noción asociada a la web 2.0 hace referencia a la interactividad que hay basada en las comunidades de usuarios. Si hasta hace poco eran las grandes webs de información las que regían los contenidos, ahora son los interesados en éstos quienes asumen ese peso.

La cultura y el arte no han sido menos y se han adaptado poco a poco a este nuevo panorama. Las posibilidades de las integraciones en red, para la creación, difusión, promoción, comercio, o almacenamiento se han vuelto casi infinitas. En esto han influido de manera positiva las redes sociales.

Aunque hay detractores que las tildan de espacios pueriles y superficiales de cotilleo y chismografía, los espacios culturales se han beneficiado de estas herramientas.

Hoy en día no es raro que un museo importante, periódico serio o editorial significativa cuente con videos en Youtube, una cuenta de Twitter y otra de Facebook.

Los usuarios dedican cada vez más horas del día a interactuar en su red de contactos para transmitir información. Así, no será extraño ver colaboraciones o intercambios de “know how” entre escritores nacionales como Paz Soldán o Hasbún, incluso con otros foráneos como Volpi o Faverón.

Si antes Vargas Llosa, García Márquez, Cortázar y Donoso tenían que reunirse en navidad en Barcelona para discutir nuevas tendencias narrativas, ahora podrían hacerlo en un foro de Internet o a través de correos electrónicos grupales. No es lo mismo, por supuesto y sobre todo en materias tan humanistas, pero a la larga se facilitan contactos y proyectos comunes.

En cuanto a la difusión y exposición de nuevos autores, existen redes como Flickr, de exposición fotográfica. Artistas emergentes en Cochabamba se nutren de estas tecnologías para hacerse conocer. Lo ejemplifico sobre todo con los fotógrafos Sergio Ribero y Gumo. Ribero ya publicó sendas tapas de importantes publicaciones en Santillana. El editor de una de ellas, Maximiliano Barrientos conoció su obra por esta vía. Todavía no han expuesto en el MOMA ni en Patiño, pero miles de personas pueden disfrutar de su poderosa obra gráfica.

Los blogs también son espacios con gran potencial de difusión. Uno de los más importantes caricaturistas nacionales, Joaquín Cuevas, tiene el suyo: El Chico Larva.

Podemos encontrar artistas del diseño gráfico asociado a lo artístico y conceptual, como el blog Haga Arte-Arte de Origen u otros concernientes a relatos y narrativa alternativa como el de El Forastero, a cargo del escritor Miguel Esquirol, siendo uno de los más importantes blogs del país y pionero en estas lides.

Si hace algunos años era difícil ver a grupos de rock nacionales como Atajo o Llegas en Cochabamba, ahora gracias a estas redes, la información de sus presentaciones y discos está disponible casi en tiempo real. No será raro recibir noticias por “on-line” del grupo Cartel Afónico, las filmaciones de videos musicales de The Joti o de conciertos de la banda de tributos de rock de Alexis Trepp que estos días se junta con el ex vocalista a de Iron Maiden.

Mucho menos raro lo será recibir notas informativas de servicios de comunicación de espacios como el Martadero, el Siart, la Cinemateca Boliviana o el Ministerio de Culturas.

La red trae beneficios innegables para el desarrollo la cultura, desde productos tan dispares como los informes de la UNESCO, pasando por estudios y publicaciones virtuales hasta su función como archivo. Esta última es la gran revolución del ciber mundo: el llamado “Cloud Computing” o que es el almacenamiento, ya no en nuestros discos duros sino, en memorias situadas en algún punto del planeta.

No hay comentarios.: